lunes, marzo 26, 2018

Desolación

Triste, desolada, lesionada, cabreada, indignada, irritada, enojada, furiosa, descorazonada, desmoralizada, impotente, mutilada, herida..., en realidad ni todas estas palabras juntas alcanzan a expresar como me siento ¿La razón? En el CEIP Clara Campoamor de Huércal de Almería, esta imagen ya no va a ser posible verla más:


Y tampoco esta:


Ni esta:



Porque me acabo de enterar que recién iniciadas las vacaciones de Semana Santa, sin que tengamos tiempo de decir algo, nos están cortando todos los pinos del patio.
Así, sin anestesia, pasamos de toda una campaña de pescaitos por un niño que nadie pudo salvar a volver y encontrarnos arrancados todos los pinos del patio y sin posibilidad de campaña para salvar nada.
¿Que le vamos a explicar a nuestras niñas y niños cuando les digamos que el proyecto de este trimestre iba sobre la conservación del medio ambiente?  Pero, no el suyo, está claro.
La razón para semejante barbaridad parece que es que los pinos suelen tener esporádicamente bolsas de procesionaria.  Pero eso, lo sabemos desde hace años y es totalmente evitable. Hasta yo a golpe de de ratón he encontrado multitud de páginas con soluciones, claro que seguramente es más barato cortar por lo sano y dejar el colegio sin pinos.
Ahora seguiremos teniendo problemas cuando haga mucho viento, aunque no los tengamos en el colegio, porque vivimos en la barriada de "Los Pinos".
En cambio, no tendremos sombras donde refugiarnos ahora que el calor empieza a apretar y tardaremos años en conseguir una sombra similar.
Nuestras niñas y niños tendrán más riesgo de insolación de abril hasta julio (hay escuela de verano) y de septiembre a noviembre, pero eso parece no importarle a nadie.
Jamás hubiera imaginado que cortar árboles en un colegio fuera tan sencillo y tuviera tan poco en cuenta a la comunidad escolar.
La escuela pública la están desmantelando y la nuestra hoy se encuentra un mucho más desnuda que ayer.
Al final acabaremos metiendo a las niñas y niños en habitáculos de cemento a poder ser pequeños y controlables para que no se muevan y estén bajo vigilancia carcelaria todos los segundos de sus vidas.
Que pena que en las naciones civilizadas se estén dando cuenta de la necesidad de educar volviendo  a la naturaleza y nuestra incultura social nos lleve a desertizar cada vez más nuestra tierra, nuestras escuelas y nuestras vidas.
Y esto ¿no le importa a nadie?
¡¡¡¡¡¡¡¡¡ME AHOGA LA ANGUSTIA!!!!!!!!!!!!









20 comentarios:

Josefa irigaray fernandez dijo...

Amiga estoy llorando, esos árboles han tardado años en crecer y en unas horas han dejado de existir.Como bien dices cómo se lo explicareis a los niños. Creo que quien haya tomado la decisión eso le importa bien poco.

José Blas García dijo...

Es triste. Muy triste. Cómo educar en una sociedad contrapuesta a los valores esenciales: respeto a las personas y a la naturaleza. Así no!
Aun así, somos el único bastión. Resistir y comenzar de nuevo. Plantaremos árboles, haremos huertos, crearemos sociedad inclusiva y humanizada...pese a quien pese.

Carmen Cañabate dijo...

Lo haremos y seguiremos intentándolo, pero la pena, la rabia y la impotencia hoy no me dejan ver mucho más allá.
Besotes Jose Blas y Mª José

Antonio Orellana Rios dijo...

No me lo puedo creer. No le llames el colegio de los pinos, me decían. Me enamoro cuando un colegio tiene la posibilidad de recibir un nombre de un especie de la Pachamama. Y encima el otro nombre de una visionaria. Por cierto, la excusa es peor que el hecho. Indignado.

cvcmae dijo...

Me parece una barbaridad, que en estos tiempos la solución haya sido la tala,y los años que han tardado en crecer, adónde vamos a llegar si todo se soluciona así, que pena de mundo, lo estamos destruyendo poco a poco 😑

Inmacula Sanchez dijo...

Es una pena lo q han echo,ya no podra mi hija abrazar el tronco del arbol para protegerlo jugando a ser una gran naturalista.
Q pena de sociedad en la q la asepsia y la rapidez es lo q priman.
Lo próximo será dejar el patio sin tierra

Inmacula Sanchez dijo...

Hecho perdon pq los han echado abajo

Carmen Cañabate dijo...

Como no levantemos la voz Inma hacia eso caminamos, encerrar y aislar en hormigón para proteger. ¿De qué? De nada, cada vez menos fuertes, con más alergias, más sensibles y con poca autonomía, con menos inteligencia social.
Los países más cultos que nosotros están haciendo todo lo contrario.
Lo próximo que haremos cuando haya piojos ¿será raparles la cabeza a todo el colegio?

Carmen Cañabate dijo...

Ayyyy Antonio!!!! La fuerza, el por h..., es el mundo en que nos ha tocado vivir.
Todo lo que nos parece peligroso lo eliminamos y ya si eso luego ponemos algo limpio y si puede ser sin vida.

Carmen Cañabate dijo...

Había soluciones alternativas seguro

Al ser la procesionaria del pino una plaga del arbolado es importante tener en cuenta las implicaciones medioambientales en la lucha, y en especial el Real Decreto de Uso Sostenible de Fitosanitarios, cuyo objetivo es la reducción de los riesgos y los efectos del uso de los productos fitosanitarios en la salud humana y el medio ambiente:

Endoterapia (Ynject) – Consiste en la inyección de insecticida (abamectina) dentro del árbol mediante una botella autopresurizada y una cánula.

Es eficaz en cualquier estadio larvario y tiene persistencia prolongada, de forma que sólo hace falta una inyección al año. Al eliminarse la pulverización se elimina el riesgo para el aplicador y para las personas y animales.

Al ser introducido el insecticida directamente dentro del árbol, este se distribuye por el sistema vascular “envenenando” las acículas que son el alimento de las larvas. De esta manera mata únicamente las larvas de procesionaria, y respeta la fauna y flora, incluidas las abejas, cumpliendo así con el Decreto de Uso Sostenible de Fitosanitarios.

Por último, y no menos importante, al ser un método de inyección a baja presión y alto volumen no daña al árbol.

isidro garcia dijo...

Me parece una autentica barbaridad......en un centro educativo que es donde hemos de enseñar a nuestros hijos a conservar lo poco de naturaleza que nos queda......ademas como aqui en almeria estamos tan sobrados de arboles van y se los cargan........en la acera de mi casa los perros de mis vecinos defecan con el consiguiente peligro y no por eso mato a los perros..

sonia dijo...

No tengo palabras, solo me salen lágrimas

Carmen Cañabate dijo...

Pues es lo que tenemos, está claro que la escuela pública es es poco importante para nuestros gobernantes.

Carmen Cañabate dijo...

Lágrimas de impotencia y luego el día del medio ambiente gorritas y foticos!!!

jmaldonado dijo...

¡Desolador! La excusa, lo peor( yo conozco varias que han producido la tala de bastantes árboles: que las raíces rompen tuberías, que se puede subir un ladrón, que no veo la ventana del vecino, que se llena de pájaros y hacen ruido,bla,bla,bla... :TODO DINERO para unos pocos.).

La formación es fundamental y los que toman decisiones que afectan a muchos deben asesorarse por expertos y al tomarlas estar suficientemente argumentadas con informes científicos, técnicos y médicos(Nuestros abuelos siempre lo hacían).
Lo que yo aprendí en el cole: un ÁRBOL es un ECOSISTEMA donde interrelacionan animales, plantas, hongos,protistas, bacterias. Que nos trae agua, alimento, nos resguarda y abriga. NO TALAR.
¡Ánimo!

Maribel Serralvo dijo...

Lo siento muchísimo Carmen, cuando estuvimos por allí vuestros espacios exteriores fueron una de las cosas de las que nos enamoramos.
Que pocas miras y que poca vergüenza.

Carmen Cañabate dijo...

Pues aquí quien ha asesorado si es que alguien lo ha hecho le falta formación, desde luego

Carmen Cañabate dijo...

Ayyyyyy Maribel que rabia y que pena!!!!

Daniel Sánchez dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Daniel Sánchez dijo...

Indignación, si. Cómo dices no tienen en cuenta lo que los centros aportan, necesitan y reclaman. Una lastima
Exigir responsabilidade, carta a quien corresponda expresando vuestra queja y solución inmediata de vuestros problemas en relación conloc que os han hurtado. Un abrazo.